Comunicado Ministerio Cultura Saharaui en Arnedo, La Rioja

República Árabe Saharaui Democrática, Ministerio de Cultura:

Aprovechamos nuestra presencia, como país invitado, en el Festival de Cine Corto de Arnedo, lo cual agradecemos profundamente, para condenar contundentemente el secuestro de los tres cooperantes en los campamentos de refugiados que se produjo el sábado 22.

El estado saharaui ha tomado la iniciativa para liberar a Ainoa Fernández, Enric Gonyalons y Rosella Urru y devolverlos a sus hogares; Todo el pueblo saharaui estamos junto a sus familias y amigos acompañándoles En estos momentos con todo nuestro afecto y cariño, agradeciéndoles la solidaridad y ayuda con nuestro pueblo.

El ministerio de cultura, al igual que las demás autoridades del Frente Polisario y el gobierno Saharaui, condena enérgicamente este vil acto perpetrado contra personas inocentes que solo realizaban tareas humanitarias y de solidaridad con un pueblo pacifico que ha sido expulsado de su tierra por la fuerza y lleva padeciendo las calamidades de una atroz guerra mas de 35 años y el terrorismo que perpetra el ocupante régimen marroquí. El terrorismo no entiende de religiones, ni de culturas ni de nacionalidades ni conoce fronteras. El terrorismo, como dijo Juan Pablo II, “nace del odio, se basa en el desprecio de la vida del hombre y es un autentico crimen contra la humanidad”. Es una guerra psicológica donde el chantaje, el desdén a los valores y dignidad humanos y el sufrimiento son sus bases.

Cuando los acérrimos enemigos de la paz, la justicia, la convivencia entre los pueblos y la libertad no alcanzan sus objetivos por métodos legítimos escarban en los putrefactos  lodazales del odio, el terror y la extorsión en busca de siniestras armas con las que dotarse para cometer sus monstruosos crímenes.

El ataque terrorista, cometido en los pacíficos campamentos de refugiados saharauis, donde conviven junto a ellos sus amigos y huéspedes, los cooperantes y personas solidarias con este sufrido pueblo que lleva más de 35 años dando un singular ejemplo de civismo, respeto, paciencia y libertad, persiguen premeditadamente atemorizar a los cooperantes y a toda persona solidaria y amiga de este pueblo además de mermar la ayuda que reciben los refugiados y menoscabar la solidaridad internacional con la justa causa del pueblo saharaui. Estamos convencidos de que los terroristas no lograran sus aberrantes fines, por ello aprovechamos esta ocasión para agradecer a todas las organizaciones y personalidades que nos han acompañado, y les decimos que estamos convencidos que el apoyo solidario seguirá allí donde lo precisemos porque emana de nobles fines y sentimientos. Desde la fundación del Frente Polisario en mayo de 1.973, tres años antes de la proclamación de la Republica Árabe Saharaui Democrática, en febrero del 76, hemos condenado y combatido el terror y la barbarie y jamás hemos dejado de hacerlo; es y será un irrenunciable principio, y hoy más que nunca renovamos con ahínco e ímpetu nuestra condena y rechazo al terrorismo en todas sus formas y en todos los lugares y circunstancias. En este sentido las autoridades saharauis han tomados las medidas pertinentes para hacer fracasar este atentado terrorista y liberar a nuestros amigos Ainoa, Enric y Rosella y el feliz retorno a sus hogares. Decir a sus familias y a sus organizaciones que no solo comprendemos sus preocupaciones sino que las compartimos porque son nuestros amigos y más aun son seres humanos.

Decir a todos las amigos del pueblo saharaui que su seguridad en los campamentos está garantizada y que dejar de colaborar seria plegarse a los intereses terroristas, cediendo ante las pretensiones de los enemigos del pueblo saharaui.

ARNEDO, La Rioja, a 25 de octubre 2011.

Deja una respuesta