La explotación del Sáhara “sale cara” a dos empresas de EEUU

El fondo de inversion noruego, KLP, ha excluido de su cartera de inversiones a las compañías estadounidenses sac_flix_foret.jpgFMC Corporation y PCS, debido a que compran fosfatos en el Sáhara Occidental bajo ocupación marroquí, lo cual es “ilegal”, al no contar con el permiso explicito de los saharuis ni sbeneficiarse de ello.

De acuerdo con la doctrina de la ONU, esta actividad sólo sería legal si la población autóctona se beneficiara de ello y además diera su consentimiento explícito. Las autoridades marroquíes, que carecen de título legal alguno sobre la ex colonia española, nunca han ofrecido pruebas de que estas condiciones se cumplan.

Trabajadores saharauis de la mina de fosfatos de Fos Bucraa. - WSRW

“La explotación de los recursos naturales de zonas ocupadas y especialmente del Sáhara Occidental fue declarada ilegal por el [ex] subsecretario general para Asuntos Legales de la ONU [Hans Corell] en 2002”, explicó Jeanett Bergan, directora de inversiones responsables de KLP, en un comunicado en el que la empresa anunciaba su decisión.

Un dictamen de la ONU condena la explotación de los recursos saharauis

KLP es un inversor “de primer orden”, que gestiona fondos de pensiones de 333 ayuntamientos noruegos y 2.300 compañías, entre las que se encuentran 35 empresas estatales, explica Javier García Lachica, de la sección española del Observatorio de los Recursos Naturales en el Sáhara Occidental (WSRW, en sus siglas en inglés).

La filial española de FMC

Según WSRW, una de las compañías que este inversor ha puesto en su lista negra, FMC, adquiere los fosfatos del Sáhara a través de la fábrica que su filial española, FMC Foret, posee en Huelva. La filial, a su vez, compra esta materia prima, que se utiliza para hacer fertilizantes, a una empresa estatal marroquí, la Oficina Jerifiana de Fosfatos (OCF), por lo que “los beneficios de este recurso natural van a parar a manos marroquíes”, explica García Lachica.

“La retirada del inversor noruego de estas empresas demuestra que explotar ilegalmente los recursos naturales del Sáhara sale muy caro”, asegura este activista: “En WSRW, esperamos que empresas españolas como FMC Foret y Rianxeira salgan del Sáhara Occidental”.

Este post es copia del publicado por TRINIDAD DEIROS MADRID 07/06/2010 en el diario PUBLICO y que podeis encontrar en http://www.publico.es/internacional/318510/explotacion/sahara/sale/cara/empresas/eeuu

A FMC Foret le sale caro el robo de fosfato
El inversor noruego KLP ha incluido en su “lista negra” a FMC Corp. porque su filial en Huelva, FMC Foret, está violando la legalidad internacional. FMC Corp. adquiere los fosfatos procedentes del Sahara Occidental a través de su filial española FMC Foret para su fábrica de Huelva, en el sur de España.

“La extracción de recursos naturales de zonas ocupadas y, especialmente del Sahara Occidental, fue declarada ilegal por el Sub Secretario General para Asuntos Legales de la ONU en 2002”, declaró Jeanett Bergan, directora de inversiones responsables de KLP Kapitalforvaltning, al servicio independiente de noticias noruego Norwatch.

Según ha podido saber Western Sahara Resource Watch (WSRW), el inversor noruego Kommunal Landspensjonskasse (KLP) anunció el pasado 1 de junio la exclusión de las compañías estadounidenses FMC Corp. y PCS de su porfolio de inversiones. El motivo no es otro que deshacerse de inversiones polémicas en empresas de fertilizantes que adquieren sus materias primas del Sahara Occidental ocupado. Además, KLP ha sacado de su porfolio a otras dos corporaciones que están relacionadas con la fabricación de  armas nucleares.

KLP, un inversor que ofrece pensiones a 333 ayuntamientos noruegos, a 35 empresas estatales y a 2300 compañías, ya ha retirado sus inversiones de cuatro corporaciones internacionales que importan fosfatos del Sahara Occidental ocupado.

“FMC Foret lleva adquiriendo ilegalmente fosfatos del Sahara Occidental incluso desde antes de la ocupación del territorio por parte de Marruecos”, declaró Javier García Lachica, miembro de Western Sahara Resource Watch (WSRW) y presidente de la organización en España. Según estimaciones de WSRW, la empresa que preside Javier Carratalá adquiere una media de 500,000 toneladas de fosfatos al año procedentes del Sahara Occidental, lo que le reporta a Marruecos (no a los saharauis) unos beneficios anuales de unos 200 millones de dólares.

“En numerosas ocasiones”, según Javier García Lachica, “nos hemos dirigido al Presidente de FMC Foret, el Sr. Carratalá, así como al Director de Operaciones, José María López, y al Director de la fábrica de FMC Foret en Huelva, responsable de la adquisición ilegal de los fosfatos, Miguel Martínez, indicándoles que la adquisición de recursos naturales de un Territorio No Autónomo es ilegal.FMC Foret está, directa o indirectamente, apoyando las pretensiones soberanistas de Marruecos sobre el territorio”.

Ahora, KLP ha excluido a FMC Corp. y PCS, dos de las empresas más introducidas en la explotación de fosfatos. No es la primera vez que KLP excluye a empresas que adquieren fosfatos del Sahara Occidental. Ya lo hizo con la empresa de fertilizantes australiana Incitec Pivot y con Wesfarmers. Ambas empresas han importado fosfatos saharauis desde hace tiempo (Incitec Pivot desde al menos 1993 y Wesfarmers desde 1990). Otro inversor escandinavo también retiró sus inversiones.

“Los responsables de FMC Foret deberían replantearse su estrategia de adquisición de materias primas”, declaró Javier García Lachica. “Ahora han visto que el incumplimiento de la legalidad internacional tiene un precio. Esperamos que otros inversores sigan el ejemplo de KLP y retiren sus acciones de FMC Corp. y de PCS. Hasta que lo hagan, WSRW seguirá exigiendo a FMC Foret que deje de adquirir fosfatos del Sahara Occidental”.

Para más información o comentarios, contactar con:
Javier García Lachica
(+34) 615 917 339 / j.g.lachica@gmail.com
www.wsrw.org

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.